Increíbles exfoliantes naturales para tener unos pies de porcelana

Como cualquier parte del cuerpo de la mujer, los pies deben siempre estar bien arreglados, de manera impecable, pues esto habla mucho de una dama. Para tener los pies suaves, queremos recomendarles unos exfoliantes natuales que harán tener pies de princesa.

Cuando no hidramos la piel de los pies constantemente, estos suelen agrietarse debido a que no poseen glándulas sebáceas que son las que se encargan de humectar la piel. Por eso es importante prestar más atención al cuidado de los pies para mantenerlos saludables y lucidos.

Exfoliantes caseros para pies de porcelana

El primer paso para decirle adiós a la resequedad de los pies, es hidratarlos y la mejor manera es hacerlo con tratamientos caseros, sin costo alguno y muy efectivos.

Estamos acostumbradas a tratar primero las manos y la cara, dejando de último los pies, por eso hemos preparado este post especialmente para que le des un cariñito a los pies.

Acá te presentamos la solución a este problema, con ingredientes sencillos que tienes en casa.

Azúcar y sal marina

Este exfoliante para los pies, es muy completo. Para su preparación vas a necesitar 1/4 de taza de azúcar y 1/4 de sal marina, más una cucharada de aceite de coco, una de jugo de limón y 2 cucharadas de miel.

Ahora mezcla el aceite y la miel en un envase, en otro aparte une el azúcar, limón y la sal marina. Luego mezcla bien todos los ingredientes y aplica en los pies luego de la ducha.

Avena

Este cereal es uno de los exfoliantes más efectivos que podrás encontrar. Es perfecto para limpiar la piel y suavizarla.

La preparación es sumamente sencilla, vas a necesitar unas cucharadas grandes de avena molida y crema hidratante. Mezcla estos ingredientes y masajea suavemente los pies, deja que actúe al menos 5 minutos.

Sal marina, aguacate o plátano, aceite de oliva y de coco

Poderoso exfoliantes natural para hidratar los pies con aceites y frutas.

Los ingredientes son: medio aguacate triturado como un puré, 30 gramos de sal marina gruesa, 3 cucharadas de aceite de coco y de oliva.

Une todos estos ingredientes hasta obtener una mezcla no muy espesa. Seguidamente coloca los pies en remojo, con agua tibia por 5 minutos. Remueve delicadamente las células muertas con la ayuda de una piedra pómez.

Luego saca un pie y aplica la mezcla preparada, repite el procedimiento con el otro pie y colocalos sobre una toalla. Deja pasar 10 minutos y luego sécalos dando suaves masajes. Repite este tratamiento cada 5 días para tener resultados sorprendentes.

Café

El café es un excelente exfoliante por naturaleza. Con 2 tazas de café, una cucharada de aceite de almendras y media taza de azúcar morena podrás exfoliarte los pies.

Al tener a la mano estos ingredientes, debes mezclarlos en un recipiente hasta obtener una mezcla homogénea.

Aplica el tratamiento en los pies limpios y masajea por 5 minutos. Por último, enjuaga con abundante agua.

Puedes repetir el proceso cada 10 días para que tus pies se vean saludables.

Cómo usar los exfoliantes

  • Debes dar suaves masajes en los pies.
  • Retirarlo con agua tibia, que no esté hirviendo porque daña la piel.
  • Con una toalla, seca cuidadosamente cada pie.
  • No apliques el exfoliantes 2 veces en la misma semana.
  • Culmina siempre aplicando una crema hidratante.

Es recomendable que cuides tus pies dutante todo el año con alguno de estos exfoliantes, para así evitar que la resequedad te incomode.

Si quieres que el exfoliante sea más efectivo, aplicalo de noche, antes de ir a dormir, dejando que el producto actúe unos minutos, luego de enjuagarlos, cúbrelos con unos calcetines, esto ayudará a mantenerlos más suaves.

No olvides cuidar siempre los pies, sin dejar a un lado otras partes importantes del cuerpo como las manos y la cara.